Porque Duelen Los Huesos En Los Niños

Los padres de familia se preguntan a menudo porque duelen los huesos en los niños, cuales son las causas y los tratamientos adecuados para estas dolencias. El dolor en los huesos en los niños y niñas a través del tiempo está vinculado a mitos entre las cuales están: las dolencias en el crecimiento no son reales y que asocia a dolencias en las piernas del niño sin gravedad y los mismos son de varias proporciones y que no generan complicaciones graves tal como una cojera o lesión fuerte. De esto se desprende que son dolencias de segundo grado al realizarse ejercicios físicos tales como el trotar o correr durante el día y que generalmente como se ha dicho se presenta en los niños.

Otra de las hipótesis es la que se ocasionan por actividades físicas de alto grado el día anterior en donde siempre se ha dicho que las articulaciones no generan dolor al estar el niño en crecimiento  sino que se producen en los tendones al estirarse los hueso generan estiramiento en los mismos ocasionando el dolor.

Como se puede observar a ciencia cierta no  hay una validez exacta de ambas teorías acerca del dolor en los infantes, beneficiando así la poca importancia en hallar los síntomas que puedan existir, así como la ausencia en decidir para un tratamiento y una imposibilidad de ubicar la causa del problema en si y comunicarlo por ende en el grupo familiar.

Porque Duelen Los Huesos En Los Niños

Porque Duelen Los Huesos En Los Niños

Se debe usar el dolor de los huesos como un tema delicado ya que puede generar secuelas del orden psicológico y fisiológico. De igual manera  el aporte que se haga en el tratamiento del niño en este tipo de complicaciones debe hacerse de una manera inteligente para que el  infante y su grupo familiar los conlleve a una calidad de vida estable y en donde estas dolencias se caracterizan en muchos niños al crecer las cavidades óseas y ocurriendo una extensión en los músculos, lo que genera a que el infante posea dolencias tanto en los brazos como en las piernas es decir en las extremidades superiores e inferiores que es donde se ubican los huesos de mayor tamaño.

Dolores en los huesos de los niños debido al crecimiento

Cuando hay dolor por crecer se piensa que es una enfermedad lo cual es totalmente falso. Es factible que no debas recurrir a un especialista por esta razón a pesar de que en algunas ocasiones suelen ser  muy dolorosos. De acuerdo a estudios realizados estas dolencias en los niños aparecen a muy corta edad (de 3 a 12 años). Estas dolencias son en algunos casos constantes teniendo distintos niveles de intensidad y su frecuencia es de minutos a horas en forma repetitiva en algunas semanas o meses. Los especialistas no establecen que debido al crecimiento se genere dolor, más sin embargo estas dolencias se desvanecen cuando el infante detiene el proceso de crecimiento. Se ha comprobado que entrando en la pubertad, los niños  no presentan dolencia alguna por crecimiento.

Habitualmente estas dolencias se generan en su mayoría en las piernas. Generalmente se presentan en la parte superior (muslos), en la parte posterior y debajo de las mismas.

Estas dolencias se aprecian por lo normal al iniciar el infante su sueño o al finalizar la tarde en donde la mayoría de las veces no sienten dolor, pero este puede aparecer  en el transcurso de la noche en los miembros inferiores ocasionando dolores muy agudos en las piernas  ocasionando que el niño se despierte. Estas dolencias generalmente desaparecen al día siguiente a primeras horas del día Lo que nos hace presumir que son dolencias por el crecimiento. Sin embargo recordemos que los niños pudiesen presentar muchas dolencias debido a actividades físicas durante el día y que por esta razón pudiesen presentar como lo dijimos dolencias nocturnas lo cual evidentemente no seria producto del crecimiento sin o del esfuerzo físico del día. Todo esto de igual manera es previsible y transitorio.

Felizmente, estos dolores de crecimiento en los niños solamente serán eso, dolores de crecimiento: diminutas dolencias que irán desvaneciéndose fugazmente y que se pueden atender con la debida atención cálida y tierna de sus progenitores. No obstante al observar y estar muy de cerca con su hijo en este tipos de casos se sabrá si es necesario o no que se recurra al medico.

Cuales son las causas reales de los dolores de huesos en los niños

Estos dolores producto del crecimiento no están presentes como se piensa en los huesos ni tampoco en las articulaciones ya que se ha demostrado que se generan en los músculos. Por este motivo los médicos especialistas piensan que los niños sientan dolencias del crecimiento porque los mismos presentan cansancio en sus músculos, esto debido a las múltiples actividades físicas que realizan durante el día (realización de saltos, correr etc…) y que ocasionan estas típicas dolencias durante la noche.

Como Reconocer y Aliviar Los Dolores De Huesos En Los Niños

Estos dolores como se ha dicho están asociados a dolores musculares y no están asociados a las articulaciones. De existir  alguna sensación negativa que se presente con mucho dolor en articulaciones incluso al leve roce en algún masaje debe inmediatamente suspenderse y acudir a un medico especialista. Sin embargo existen situaciones del tipo Psicológico o del tipo emocional que también conllevan a este tipo de dolencias tales como miedo, angustia que se generan por eventos inusuales como enfermedades de familiares , peleas en las escuelas  etc..

Así mismo las posturas o maneras de caminar también ocasionan este tipo de dolencias en donde se debe realizar una vez acudido a un especialista a exámenes físicos rigurosos para precisar con propiedad el motivo real de estos dolores.

De igual manera se pueden realizar actividades terapéuticas para que los niños se sientan con un mejor estado de ánimo tales como  poner una almohada o compresa con calor en el sitio de dolor generalmente en las piernas y realizarles masajes para apaciguar los dolores.

Al realizar estas prácticas se debe observar con cuidado la reacción del niño ya que se sabe que estas dolencias no están asociadas a alta sensibilidad y el infante debería estar mejor y tranquilo al momento de la aplicación de estas terapias.

Que Se Debe Tomar Para Aliviar Los Dolores De Huesos En Los Niños

Si se observa alguna reacción negativa en el niño tal como fiebre, inflamación en las piernas, así como si estos dolores son muy recurrentes o si la dolencia es muy fuerte que imposibilite al menor se debe acudir al medico especialista. Como se ha dicho estas dolencias de los huesos se asocian en demasía al crecimiento y estas dolencias no deberían influir al correr o realizar actividades deportivas y de existir con mucha frecuencia mayormente en el día se debe alertar en primera instancia a los progenitores.

Estos dolores son distintos a los que se presentan durante la adolescencia en donde el hueso sobresale de la elasticidad en la musculatura y los tendones lo que genera mayores tensiones en los huesos. Estas dolencias e inflamaciones así mismo interfieren con las prácticas habituales deportivas.

Nuestros progenitores generalmente nos prestan los primeros auxilios en estos tipos de dolencias en donde nos suministran calmantes vía oral en primera instancia tal cual como el ibuprofeno que nos alivia en parte estos dolores. Los infantes no se les deben suministrar aspirina ya que estas ocasionan graves trastornos en el organismo.

Saber Más...

Llegaron Buscando

  • porque le duelen los huesos a los niños
  • dolor de huesos en los niños
  • por que le duelen los huesos a los niños
  • porque a los niños les duelen los huesos
  • PORQUE DUELEN LOS HUESOS DE LAS PIERNAS A LOS NIÑOS
error: Content is protected !!